fbpx

¿Qué nos quiere enseñar el corona virus?

Escritora, conferencista, coach angelical

¿Qué nos quiere enseñar el corona virus?

 

“Lo más importante es la salud”.
Esta frase la he oído toda mi vida y quizás tú también.
Pero, cuando uno se enfrasca en las situaciones del día a día y el trabajo, la familia, las cuentas y en general, las responsabilidades se apoderan de tu atención, debemos ser honestos…
…la salud a veces queda en un segundo – o tercer – lugar.
El video que acompaña este blog fue grabado hace ya varios días, antes de que la epidemia del corona virus fuera declarada. Definitivamente, Dios sabe los mensajes que necesitamos recibir en el momento justo.
Los seres humanos estamos pasando por un momento de “test” o prueba a nivel colectivo con respecto a la salud; el corona virus llegó de un momento a otro y se ha expandido de forma muy veloz en prácticamente todo el planeta. A pesar de lo preocupante que puede ser, los ángeles me han mostrado el lado positivo de esta situación, lo que podemos aprender de ella, y lo más importante, la acción que podemos tomar para conectarnos con la energía de la salud y la solución, que es lo que deseo compartirte aquí, pues mi deseo siempre es irradiarte ‘buena vibra’:
1. Lo más importante es la salud. Comencé este artículo con esta frase, pues es uno de los grandes recordatorios que el corona virus nos trae. Ni el dinero, ni el país donde vives o el trabajo que tienes pueden igualar la importancia que la salud tiene en tu vida. Tú, como ser humano que eres, puedes experimentar y disfrutar la vida gracias a la energía y vitalidad que una buena salud te da. Si tu salud no está en el primer lugar en tu lista de prioridades, debes volverla a colocar allí.
Primer mensaje y enseñanza de esta situación: Ama tu cuerpo y dale el cuidado que merece y necesita. La salud integral es lo que te da la oportunidad de vivir cada día.
2. Toda causa tiene un efecto. Sin entrar a señalar a algo o alguien, la expansión del corona virus es una consecuencia de acciones humanas. Este es un fuerte recordatorio de que aquello que haces tiene una consecuencia, tanto para lo bueno como para lo que no lo es, y que puede tener también un efecto sobre quienes te rodean; por eso es fundamental pensar muy bien las cosas antes de actuar.
Esta situación mundial es una oportunidad para darnos cuenta cuán poderosa es la energía de nuestras acciones para que las enfoquemos hacia lo positivo y hacia el bien común.
Segundo mensaje y enseñanza: En la medida en que mantengas presente que toda decisión que tomes tiene una consecuencia para ti y quienes te rodean, podrás tomar mejores decisiones.
3. El miedo bloquea, confunde y, obviamente, nos hace ver las cosas peores de lo que son. El miedo es falta de fe, o dicho de otra forma, es fe en lo negativo. Considerando la seriedad del virus, también hemos visto una oleada de miedo y pánico a nivel mundial que hace ver las cosas peores de lo que son. ¡El corona virus no es una plaga enviada por Dios para castigarnos! ¡Eso es lo que energías negativas que quieren alejarnos de Él quieren que pensemos! ¡No les demos gusto! Por el contrario, este es un momento en el cual debemos aferrarnos más a Él y pedirle con muchísima fe que envíe su energía sanadora al planeta para que todo vuelva a la normalidad.

Tercer mensaje y enseñanza de esta epidemia mundial: el miedo hace ver las cosas peores de lo que pueden ser. No permitas que el miedo se apodere de ti. Enfócate en las soluciones, en lo que puedes hacer para superar el impase o la situación desafiante que estás viviendo y hazlo con la fe y la confianza de que serás guiado hacia las mejores opciones para lograrlo.

4. La unión hace la fuerza. El corona virus está afectando a la humanidad sin distinción de raza, nacionalidad o clase económica; y nos está recordando que al final, todos somos iguales y todos podemos pasar por los mismos retos y limitaciones.

Cuarto mensaje y enseñanza: tú no eres distinto a los demás; Dios nos hizo iguales y somos iguales ante Sus ojos. 

Este es un momento para ejercitar el autocontrol y el dominio propio para no dejarnos ganar del miedo y el pánico, para darle a la salud el lugar de importancia que se merece en nuestras prioridades y para recordar que todos estamos en este planeta que Dios nos regaló para aprovecharlo al máximo. Este es un momento para que a través de nuestras acciones contribuyamos al bien común y este momento de prueba sea superado, confiando en Dios, en un corto plazo.

Te quiero compartir un par de versículos de la Biblia que al repetirlas te ayudarán a fortalecer tu fe, y en el video que adjunto encontrarás un tip angelical para pedir a Dios por la salud.

No temas, porque yo estoy contigo; no desmayes, porque yo soy tu Dios que te esfuerzo; siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia. – Isaías 41:10.

Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio. 2 Timoteo 1:7

Te mando muchas bendiciones y energía sanadora.

Ana Mercedes

 

 

 

2
Leave a Reply

avatar
1 Comment threads
1 Thread replies
0 Followers
 
Most reacted comment
Hottest comment thread
2 Comment authors
Ana Mercedes Ruedacarmen Recent comment authors
  Subscribe  
newest oldest most voted
Notify of
carmen
Guest

any

Muchas gracias por este articulo y sobre todo mostrándonos que no hay que temer si sentimos que Dios esta con nosotros, aparte nos lleva reflexionar que debemos cuidarnos unos a otros a través del amor Divino.

>